Tarta de lima

Tengo un newsletter que uso a veces para enviar trucos de cocina y contenidos especiales Si quieres recibirlo deja tu email aquí debajo y te lo enviaré a ti también.

tarta de lima

Las primeras palabras que salieron de mi boca cuando probé por primera vez la tarta de lima fueron:  “Oh Dios, que buena está”. Estaba sola, pero me salio así, en voz alta. No suelo ser tan entusiasta con todo lo que hago, así que tenia que buscar una segunda opinión para asegurarme.

Enseguida se lo di a probar al resto de la familia, y todos estuvieron de acuerdo con mi apreciación, era una tarta fantástica.

Este sabroso postre procede de  Florida, por eso la receta original se elabora con las limas crecidas en el archipiélago conocido como los Cayos, cerca de la costa.

La diferencia con las demás limas es que las de los Cayos son más ácidas y aromáticas, por lo que aportarán más sabor y aroma a nuestra tarta.

Así si podéis haceros con limas de esa zona, no lo dudéis, pero, si no es así, cogeremos las limas que tengan mejor aspecto: rollizas y con la piel firme y brillante.

La combinación del zumo ácido de la lima con la leche condensada dulce hace que la tarta espese sin necesidad de cocción. Como veis solo tarda unos 30 minutos en hacerse, más el tiempo de refrigeración.

Es tan fácil de hacer y tan refrescante que creo que se va a convertir en el postre del verano.

 

Ingredientes para un molde de 23cm:

Para la tarta.

  • 12 galletas tipo Digestive
  • 55g de mantequilla
  • 3 yemas de huevo
  • 400g de leche condensada
  • Ralladura y zumo de 4 limas
  • 300ml de nata para montar
  • 1 cucharada de azúcar glas

Para la decoración.

  • Rodajas de lima

rica tarta de lima

Elaboración de la tarta de lima:

Precalentamos el horno a 160ºC y engrasamos el molde desmontable de 23 cm con mantequilla o spray anti adherente.

Metemos las galletas en una bolsa de plástico con auto cierre, y las aplastamos con un rodillo hasta que se haga migas de tamaño uniforme, si tenéis podéis usar un molinillo o un procesador de alimentos.

Derretimos la mantequilla (en el microondas o baño maría) y la mezclamos con las migas de las galletas hasta obtener una pasta dura.

Colocamos la pasta en el molde preparado y la presionamos contra la base con ayuda de un tenedor. Dejamos que sobresalga unos centímetros por las paredes también.

La metemos en el horno durante 10 minutos y la sacamos para que repose.

Limpiamos muy bien la piel de las limas para eliminar los restos químicos, y después las rallamos.

En nuestra amasadora batimos bien las yemas de huevo, después añadimos la leche condensada y seguimos batiendo otros 3 minutos más.

Agregamos la piel de la lima muy finamente rallada y el zumo, y continuamos batiendo todo junto durante 3 minutos más.

Vertemos la mezcla en el molde y horneamos a media altura unos 15 minutos.

Una vez sacada, la dejamos que temple en el molde y la introducimos en el frigorífico 3 horas como mínimo.

Batimos la nata con el azúcar glas tamizado hasta que espese y la repartimos uniformemente con una espátula sobre el relleno horneado y ya frío.

Para acabar, decoramos el borde de la tarta con unas rodajas finas de lima.

 

receta tarta de lima

Truco. Si las limas no están maduras o tienen poco zumo, meterlas 10 segundos al microondas a máxima potencia. Ya veréis como el zumo fluye mejor.

La ralladura de la piel le dará un toque de color verde al relleno, pero si le queremos más intenso, podemos añadir colorante alimentario verde a la mezcla de lima, gota a gota, hasta conseguir el tono deseado. Podréis observar el contraste con la cobertura de nata.

Fuentes: southernliving.com y kitchensimplicity.com