Ensalada de arroz con pollo

El ritmo y las prisas de hoy en día hacen que cada vez comamos menos y peor. Por eso, si estás buscando alternativas saludables para comer de un modo equilibrado, nutritivo y sano, pero sin que requiera mucho tiempo de cocinado, esta receta de ensalada de arroz con pollo es un plato ideal.

1

Y es que, se trata de un plato que no solo es fácil de hacer, sino que también lo podemos guardar en la nevera y nos puede servir de entrante durante la semana. Yo hago varias raciones y las voy usando diferentes días a la semana, de modo que preparar la comida consiste simplemente en abrir la nevera y sacarlo.

Si te cansas de la ensalada, lo tienes muy fácil para variarla, para no aburrirte y que siga pareciendo apetitosa. Por ejemplo, se puede cambiar el arroz integral por otro grano, como puede ser la quinoa, el arroz salvaje, el farro o incluso orzo.

Otro cambio que puede resultar interesante es el de sustituir las almendras por anacardos, u otro fruto seco. La mezcla de los frutos secos con el aliño le dará un toque increíble, solo tienes que ir buscando cuál es el que más te gusta, o puedes probar uno nuevo cada semana.

Te enseñamos todo sobre ensalada de arroz.

Otro paso para que la ensalada resulte más sencilla es la de guardar las sobras de pollo de otros días, de modo que no tengas que preparar tampoco la pechuga, basta con desmenuzarla en el momento que vayas a preparar este rico plato.

Así que, si estás buscando comer más saludablemente con platos que tengan todos los nutrientes que necesitamos para hacer frente al día, y sin calorías vacías, la ensalada de arroz con pollo es una poderosa combinación de vitaminas, proteínas e hidratos de carbono, para ponerte a punto para tu jornada.

Tiempo de preparación: 20 minutos

Tiempo de cocción: 40 minutos

Tiempo total: 60 minutos

Raciones: 4 personas

Ingredientes

Para la ensalada:

  • 400 gramos de arroz integral
  • 2 tazas de espinacas o rúcula
  • Un puñado de almendras laminadas
  • 1 pimiento rojo, picado en dados
  • 2 cebolletas, picadas en dados
  • 1 pechuga de pollo, por la mitad

Para el aderezo:

  • 60 ml de vinagre de vino
  • 4 cucharadas de aceite de girasol, u otro aceite neutro
  • 1 cucharada de salsa de soja
  • 1 cucharadita de miel

Elaboración

  1. Cuece el arroz en una olla grande con agua hasta que esté totalmente cocido. Al tratarse de arroz integral, lo ideal es que lo dejes cocer durante unos 40 minutos. Después, elimina el líquido sobrante y deja que enfríe a un lado.
  2. Mientras se cuece el arroz, asa la pechuga de pollo en una plancha o sartén con muy poco aceite, justo hasta que deje de estar crudo, para que se mantenga jugoso y tierno. Déjalo enfriar y córtalo en dados.
  3. Cuando el arroz esté frío, mézclalo con las espinacas o rúcula, el pimiento picado, las almendras, la cebolleta picada, y el pollo troceado.
  4. Por otro lado, mezcla los ingredientes del aliño en un recipiente y bátelo con unas varillas hasta que quede emulsionado.
  5. Vierte el aliño sobre la ensalada justo antes de comer, remuévelo bien para que se distribuya, prueba y ajusta los condimentos si es necesario.

NOTAS

Si quieres guardar las sobras para otros días, divide la ensalada en raciones y las guárdalas en fiambreras individuales en la nevera, para los diferentes días de la semana.

Guarda el sobrante aliño en la nevera, y así, los días siguientes que vayas a comer la ensalada de arroz con pollo, podrás poner el aliño antes de servirlo, y las espinacas no quedarán empapadas.

La mayor dificultad que tiene esta ensalada es la preparación del arroz integral. Por eso, si quieres que sea más fácil, puedes usar vasitos de microondas, con lo que ahorrarás bastante tiempo. Se trata de una forma sencilla y rápida de hacer el arroz, y queda genial. Así, podrás hacer el plato mucho más fácil todavía. De cualquier manera, ¡siempre elijo el arroz integral en vez del blanco!

Si quieres hacerlo vegano, puedes cambiar el pollo por el tofu, de modo que seguirá manteniendo las proteínas que necesitas, sin comer ningún ingrediente de origen animal.

Nuestros favoritos