Fideuá de carne

La fideuá es un plato muy sencillo de preparar que acepta un gran número de variaciones e ingredientes diferentes: pescado, marisco, vegetales, pollo, o carne, como la receta que vamos a hacer a continuación.

1

Es una receta que encantará a los amantes de la carne, ya que se puede añadir cualquier tipo de carne que quieras, tanto piezas más magras como pollo, pavo o conejo, como carnes más rojas, como la ternera o el cerdo.

Si utilizas ternera, asegúrate de utilizar un corte que no necesite mucha cocción para ablandarse, ya que la fideuá se hace toda junta, y los fideos se cuecen en poco minutos. Si no estás seguro de qué corte utilizar, aquí tienes una guía de la diferentes partes de una vaca, y cómo cocinarlos.

Este plato, además de delicioso, es muy asequible, por lo que si quieres sorprender a cualquier persona con algo diferente a lo que sueles hacer, esta receta puede ser una de tus mejores elecciones.

Si te interesa este plato, aquí tienes más recetas de receta de fideuá.

Tiempo de preparación: 5 minutos

Tiempo de cocción: 25 minutos

Tiempo total: 30 minutos

Raciones: 4 personas

Ingredientes

  • 400 gramos de fideos gruesos para fideuá
  • 300 gramos de carne magra de cerdo o ternera
  • 300 gramos de pechuga de pollo
  • 1 litro de caldo de carne
  • 1 pimiento rojo
  • 1 pimiento verde
  • 3 dientes de ajo
  • 1 cebolla
  • 1 vaso de tomate frito o triturado
  • 1 hoja de laurel
  • Un chorrito de aceite de oliva virgen
  • Sal y pimienta negra molida, al gusto
  • Perejil fresco recién picado, para decorar

Elaboración

  1. Trocea las dos carnes en dados del mismo tamaño y elimina cualquier exceso de grasa que pueda haber. Sazona la carne con sal y pimienta y resérvala.
  2. Lava los pimientos y pela los ajos y la cebolla. Trocea todos los vegetales en trozos de tamaño similar.
  3. Por otro lado, pon a calentar un chorrito de aceite en el fondo de una paellera a fuego medio. Sofríe la cebolla y los pimientos, añadiendo un poco de sal para que la cebolla suelte el agua.
  4. Una vez que estén pochados los vegetales, incorpora la carne de pollo y cerdo que tienes reservada. Rehógalo todo junto durante unos minutos sin parar de remover, hasta que la superficie de la carne esté cocinada.
  5. Vierte el caldo de carne y remuévelo para que los sabores vayan ligándose entre sí. Agrega los ajos, el tomate triturado, la hoja de laurel y un poco de sal. Remuévelo y deja que empiece a hervir.
  6. Ahora incorpora los fideos, baja la temperatura y deja que cuezan el tiempo que indica el paquete. Dado que suelen ser bastante gruesos, el tiempo de cocción puede ir desde los 12 hasta los 15 minutos aproximadamente. No remuevas los ingredientes durante este tiempo, así conseguirás que se forme una costra en la base.
  7. Una vez que los fideos estén cocidos, apaga el fuego y deja que la fideuá repose durante 15 minutos antes de servirla. De esta forma se mezclarán mejor los sabores, y como con los estofados, dejándolo reposar el sabor es excelente. Espolvorea el perejil picado antes de servirlo.

NOTAS

Para la elaboración de este plato siempre será mejor utilizar un caldo de carne natural, aunque si no lo tienes a mano, puedes utilizar uno que sea de calidad, idealmente ecológico.

Puedes sustituir el caldo por agua y un par de pastillas de caldo concentrado, o sino Bovril diluido en agua, un excelente concentrado de carne de gran calidad, que proporciona un excelente sabor a este plato tan sabroso.

Para dar más jugosidad, color y nutrientes a la fideuá de carne, puedes incorporar otros vegetales, como zanahorias o incluso maíz dulce, entre otros.

Nuestros favoritos