Fideuá de marisco

La fideuá de marisco es la variedad más popular, ya que originalmente la cocinaban los pescadores de Valencia con todos los pescados y mariscos que no habían vendido, por lo que no siempre se cocinaba igual.

La receta de fideuá es un plato similar a la paella, solo que en vez de arroz, tiene fideos de pasta llamados fideuá. Y al igual que la paella, tiene un sofrito de base, y se le puede añadir diferentes ingredientes para acompañarla, como carnes, verduras, pescados y mariscos.

1

Si siempre has tenido miedo de preparar paella por que no consigues conseguir el punto justo del arroz, te encantará la fideuá. Es menos intimidante (aunque una vez que pruebes esta receta de paella te preguntarás por qué tenías tanto miedo a prepararla) e igual de satisfactorio.

La fideuá es más rápida y fácil que la paella, y también es abundante, colorida y sabrosa, lo que la convierte en un plato perfecto para toda ocasión.

No te pierdas nuestro artículo sobre receta de fideuá.

Y si te gusta la paella, deberías probar esta receta. Es perfecta para una comida, una fiesta o una celebración, y si tienes todos los ingredientes limpios, es bastante rápida y fácil de preparar.

Tiempo de preparación: 20 minutos

Tiempo de cocción: 35 minutos

Tiempo total: 55 minutos

Raciones: 4 personas

Ingredientes

  • 400 gramos de fideos fideuá
  • 500 gramos de calamares o chipirones, limpios y picados en trozos de 3 cm
  • 8 gambas peladas
  • 8 almejas limpias
  • 8 mejillones limpios
  • 4 dientes de ajo, finamente picados
  • 1/2 cebolla, finamente picada
  • 2 tomates maduros, finamente picados
  • Una pizca de azafrán
  • 1 litro de caldo de marisco o fumet de pescado
  • Aceite de oliva virgen extra
  • 2 cucharaditas de sal, o al gusto

Elaboración

  1. Calienta 3 cucharadas de aceite de oliva en una paellera o sartén grande a fuego medio. Añade la fideuá y fríela durante unos 5 minutos, removiéndolo de vez en cuando, hasta que esté dorada. Retírala de la sartén y resérvala.
  2. Añade otras 3 cucharadas de aceite de oliva, aumenta el fuego y añade los calamares picados y la sal. El calamar libera mucha agua cuando se empieza a cocinar, por lo que tiende a explotar en la sartén. Ten a mano una tapa para taparlo si salta. Remuévelo rápidamente, tápalo y déjalo cocer un par de minutos más. No raspes el fondo de la sartén, ya que esa capa es esencial para hacer un delicioso caldo.
  3. Cuando los calamares estén dorados, añade las gambas peladas, el ajo y la cebolla, y sofríelo todo durante 5 minutos, hasta que todo esté dorado (esto ocurrirá bastante rápido debido al fuego alto).
  4. Añade el tomate picado y el azafrán, y remuévelo para disolver la capa pegada en el fondo. Esto no debe llevar más de 2 minutos.
  5. Añade el caldo de pescado y aumenta la temperatura para que llegue a ebullición. Después incorpora la fideuá tostada y reduce la temperatura para que cueza a fuego lento durante 5 minutos.
  6. Pasado ese tiempo incorpora las almejas y mejillones limpios, y continua la cocción a fuego medio hasta que el líquido se haya absorbido por completo.
  7. Retira la paellera del fuego y deja que repose 1 minuto, para que se pueda formar la capa tostada en el fondo de la sartén. Sirve la fideuá con alioli.

2

Notas

La fideuá se elabora tradicionalmente en una paellera, para que la distribución del calor sea uniforme, pero si no tienes paellera, puedes hacerlo en una sartén amplia, con el fuego cubriendo completamente la base.

Un buen fumet o caldo de pescado o marisco es esencial para hacer una fideuá sabrosa. Si no tienes un caldo casero a mano, utiliza uno comprado de buena calidad.

Los calamares añaden un gran sabor al plato, no los sustituyas, pero si quieres también puedes añadir más mariscos, tantos como quieras: cigalas, langostas, langostinos, bogavante, etc.

Nuestros favoritos