Gofres belgas

Seguro que como yo tenéis una tienda o una cafetería donde os encanta ir porque preparan los gofres más deliciosos, por lo menos de España. Bueno, pues ahora, los archiconocidos gofres belgas que todo el mundo ha degustado alguna vez, y que están buenísimos,  los puedes preparar tu mismo, en tu casa, con la receta que os pongo a continuación.

1

Os aseguro que están tan ricos como los de vuestro sitio favorito. Prepararlos para vuestros amigos e invitados, seguro que se llevaran una grata sorpresa.

Herramientas

  • Gofrera
  • Batidora de pie/amasadora/batidora de varillas eléctrica

Ingredientes

  • 500g harina de fuerza
  • 175ml de leche entera
  • 25g de levadura fresca
  • 2 huevos M
  • 2 cucharaditas de azúcar avainillado
  • 200g de mantequilla a temperatura ambiente
  • 1 pizca de sal
  • 200g de azúcar perlado*

*Yo he usado perlas de azúcar blanco de la marca Azucarera y como son muy grandes las he machacado. Si no encontráis azúcar perlado podéis humedecer azúcar normal.

Elaboración

  1. Empezamos diluyendo la levadura fresca en la leche templada en un recipiente.
  2. En el bol de nuestra amasadora juntamos los huevos, el azúcar avainillado, la sal y la mitad de la mantequilla y batimos a velocidad media unos minutos.
  3. Añadimos la leche con la levadura diluida y seguimos batiendo.
  4. A continuación añadimos la harina y colocamos en la amasadora el gancho amasador. Amasamos hasta que quede todo homogéneo en una bola.
  5. Tapamos el bol con un trapo húmedo y dejamos reposar durante una hora. Transcurrido el tiempo veremos que nuestra masa ha aumentado su volumen. Es entonces cuando añadimos el resto de la mantequilla y el azúcar perlado y volvemos a amasar para que se integre todo.
  6. Estiramos en la encimera un trozo de papel de horno y vamos depositando bolas de masa de unos 150g. Estas bolas las dejamos reposar durante media hora y veremos que han vuelto a expandirse.
  7. Ponemos a calentar la gofrera a máxima temperatura mientras la untamos con mantequilla para que no se pegue cuando vertamos la masa. Cuando el indicador nos advierta de que ya esta caliente vertemos las bolas de masa en el centro de la gofrera. Bajamos la tapa y dejamos cocer unos 3-4 minutos a temperatura media hasta que empiece a dorarse ligeramente.
  8. La cantidad de masa que debemos poner y el tiempo de cocción dependerá del modelo de gofrera que tenemos, así que para obtener mejores resultados consulta las indicaciones en el manual de instrucciones.

Notas

La decoración ideal para los gofres es el chocolate en cualquiera de sus variantes, por lo que podemos usar chocolate derretido, nocilla/nutella, sirope de chocolate…y lo podemos acompañar de nata montada, helado, fideos de azúcar, lo que imaginéis.

Para los no tan chocolateros, no hay problema, sirope de fresa, caramelo líquido, sirope de arce o sin acompañamiento. Recordad que se pueden congelar una vez hechos y cuando los queráis comer, solo hay que meterlos en el horno unos 10 minutos a 180ºC.

A mi personalmente no me gusta encontrarme al morder granos muy grandes de azúcar, si os pasa lo mismo machacad antes las perlas.

Lo más visto