Tabule de quinoa

Con la llegada del verano, las ensaladas se vuelven una parte fundamental de nuestra dieta. El problema es que a veces, comer ensaladas se vuelve algo monótono, por lo que probar alternativas frescas como este tabule de quinoa, puede ser una excelente opción.

1

El tabulé es un plato tradicional del Líbano que tiene como ingrediente principal el perejil finamente picado. Tradicionalmente, esta receta se hace con trigo bulgur, pero en esta receta lo vamos a sustituir por el superalimento de moda, la quinoa.

Se trata de un elemento que nos aporta un sinfín de beneficios, tanto para nuestro cuerpo como para nuestra mente, lo que hace que sea realmente atractivo. Está llena de proteínas y fibra, y es un perfecto sustituto del bulgur.

Además, la quinoa es un alimento que nos ayuda a mantener la línea, lo que puede hacer que todos los excesos del verano se vean en cierto modo compensados.

Si te interesa este plato, aquí tienes más recetas de quinoa, propiedades, sabor y cómo cocinarla.

Rápida y fácil de preparar, esta receta de tabule de quinoa es ligera, fresca y deliciosa. Se puede servir sola o como guarnición, o como relleno de un pan de pita para una comida o cena ligera.

La quinua y las semillas de cáñamo añaden volumen, proteína y fibra. El perejil fresco y la menta son una combinación ganadora que deja un sabor fresco y limpio bocado tras bocado. El pepino es refrescante, los tomates añaden jugosidad, mientras que el limón añade una vivaz acidez.

Sírvelo a temperatura ambiente o frío. Prefiero dejarlo enfriar durante una hora antes de comer, ¡pero de cualquier forma está delicioso!

Por otra parte, es una receta apta para todo el mundo, ya que se trata de un plato 100% vegano. Así que, apúntate esta receta para aprovechar un plato bueno, fresquito y sano.

Más inspiración para cocinar con quinoa:

Tiempo de preparación: 15 minutos

Tiempo de cocinado: 15 minutos

Tiempo total: 30 minutos

Raciones: 4-6 personas

Ingredientes

  • 180 gramos de quinoa (mejor si es tricolor)
  • 420ml de agua
  • 1 cucharadita de ajo en polvo
  • 1 manojo de perejil
  • 1 manojo pequeño de menta
  • 1 pepino pequeño (con la piel), cortado en dados
  • 1 cebolla roja pequeña, cortada en dados
  • 300 gramos de tomates cherry, cortados en trocitos pequeños
  • 40 gramos de corazones de cáñamo (semillas de cáñamo sin cáscara)
  • Aceite de oliva virgen extra
  • El zumo de 2 limones grandes
  • Sal y pimienta negra molida, al gusto.

Elaboración

  1. Lava la quinoa en un colador para eliminar el polvo que pueda tener. En una olla mediana, hierve el agua, la quinoa y el ajo en polvo, tápalo y cocínalo a fuego lento durante 15 minutos. Retíralo del fuego, destápalo y deja que repose durante 10 a 15 minutos. Después esponja los granos con un tenedor.
  2. Mientras tanto, pica finamente el perejil y la menta. Trocea el pepino, los tomates y la cebolla en dados.
  3. Cuando la quinoa esté preparada, añade el perejil, la menta, el pepino, la cebolla, los tomates, y los corazones de cáñamo. Riégalo con un chorrito de aceite de oliva y el jugo de los limones. Añade sal y pimienta al gusto y mézclalo suavemente.
  4. Sirve con unas cuantas hojas de menta y/o perejil y gajos de limón.

NOTAS

Se trata de una receta abundante, por lo que si hacemos más de 4 raciones no pasa nada, de hecho yo siempre intento hacer un poco más para que sobre. Las sobras se pueden guardar en un recipiente hermético en el refrigerador hasta por 5 días. También es ideal para llevarla al trabajo, a un picnic o a la playa.

Si quieres preparar este plato aún más rápido, puedes recurrir a los vasitos de quinoa que ya están preparados y tan solo hay que calentar 1 minuto. Los tienes disponibles en Mercadona a muy buen precio.

Una opción para añadir más proteínas y energía a este plato es agregar un bote de garbanzos ya cocidos. Se trata de una comida con más nutrientes de lo más completa. Además, es muy fácil de modificar.

Puedes poner un poco de queso a este tabulé si así lo deseas. No es un ingrediente muy tradicional de la receta, pero puestos a modificar, un poco de queso feta le da un sabor excelente al plato si eres un amante quesero como yo.

Nuestros favoritos