Tarta con amapolas fondant

Haz esta tarta para una celebración especial y quedaras como una reina. ¡La reina de las tartas! Tiene una decoración muy primaveral con las dos amapolas rojas de los lados aunque si no tenemos los cortadores adecuados o nos gustan más otro tipo de flores se pueden cambiar.

1

He colocado dos flores pero le podemos poner más o menos dependiendo del tamaño del bizcocho o nuestro gusto. El fondant está acolchado con los texturizadores en forma de rombos y he decorado con nonpareils negros para que se note más el efecto.

Ingredientes

  • 1 bizcocho de 15 cm de diámetro recubierto de fondant de color blanco sobre una base para pasteles
  • 70g de pasta de goma o pasta para flores roja
  • 80g de pasta de goma negra
  • Pegamento comestible
  • Nonpareils negros

Utensilios

  • Cortapastas de pétalo de amapola grande
  • Cortapastas de circulo de 3 0 3.5 cm de diámetro
  • Molde de pétalo de rosa
  • Rodillo
  • Tabla para modelar flores
  • Esteca de bolillo
  • Papel de aluminio
  • Pincel fino
  • Colador

Elaboración

  1. Primero amasamos la pasta de goma roja con la mano hasta que se reblandezca y sea fácil trabajar con ella. La extendemos sobre una superficie antiadherente y la alisamos con un rodillo hasta que tenga un grosor de 1mm. Troquelamos 4 pétalos con el cortapastas de pétalos de amapola y un circulo con el cortapastas de círculo.
  2. Colocamos los pétalos, de uno en uno, en el molde de pétalo de rosa y presionamos con cuidado para grabar las nervaduras de la hoja.
  3. Ponemos los pétalos en la tabla de modelar flores y con la esteca de bolillo hacemos movimientos circulares en el borde de cada pétalo para ondularlos.
  4. Hacemos una cavidad con el papel de aluminio arrugado y colocamos el circulo de pasta de goma rojo en el centro. Pintamos la parte superior con pegamento comestible y vamos colocando los pétalos encima, de modo que el extremo puntiagudo quede en el centro.
  5. Cogemos 10g de pasta de goma negra y formamos una bola, la achatamos un poco por dos lados y presionamos un lado sobre un colador para que coja la textura de espiguitas. Pegamos la bola en en centro de la amapola, será el cáliz de la flor.*
  6. El acolchado le vamos a hacer con un texturador de rombos, presionamos ligeramente sobre el fondant blanco para que se quede la marca y repasamos más fuerte con la rueda de pinchos, para crear lineas punteadas y crear ese efecto de acolchado.
  7. Pegamos en cada esquina de rombo un nonpareils negro.
  8. Estiramos la pasta de goma negra restante y cortamos una tira larga de 2 cm de anchura. Lo texturizamos con un marcador con forma y lo pegamos rodeando toda la parte inferior de la tarta.
  9. Por ultimo fijamos las amapolas en la tarta, una en la superficie y la otra sobre la base.

*Para hacer una flor todavía más realista se pueden poner más detalles, como estambres negros en el cáliz. Los hay de varios tamaños para recortarlos, de distintas formas, puntiagudos y redondos. Algunos incluso tienen perlas o cristales en el extremo.

Lo más visto