Salsa boloñesa

Esta salsa boloñesa es sabrosa, espesa y tiene un gran sabor, ya sea para acompañar la pasta o para rellenar unos canelones, esta es una receta básica que harás una y otra vez.

1

Soy leal a esta receta que llevo utilizando años, desde que aprendí a cocinar. Poco a poco he ido depurando la técnica, y he encontrado que hay 3 ingredientes imprescindibles para mi, que no sueles ver en las demás recetas de salsa boloñesa:

  1. Salsa Worcestershire: añade un toque que marca la diferencia.
  2. Pastillas de caldo de ternera: para añadir una mayor profundidad de sabor a la salsa.
  3. Azúcar: es necesario. Un poco de azúcar puede transformar la salsa si no se utilizan tomates dulces de alta calidad.

Esta es la forma en que he estado haciendo espaguetis a la boloñesa durante décadas. Me encanta, y creo que la salsa es deliciosa y llena de sabor, especialmente para una receta de 30 minutos.

Si te interesa este plato, aquí tienes más recetas de salsas.

Aunque si tienes tiempo, cocínalo lentamente durante un par de horas. El sabor se desarrolla y la carne se vuelve jugosa y tierna.

Tiempo de preparación: 10 minutos

Tiempo de cocción: 30 minutos

Tiempo total: 40 minutos

Raciones: 4 personas

Ingredientes

  • 1 y 1/2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • 2 dientes de ajo picados
  • 1 cebolla, picada finamente
  • 400 gramos de carne picada de ternera y/o cerdo
  • 100 ml de vino tinto (o agua o caldo de carne)
  • 2 pastillas de caldo de carne, desmenuzado
  • 700 gramos de tomate triturado
  • 1-2 cucharaditas de azúcar
  • 2 cucharaditas de salsa Worcestershire (opcional)
  • 2 hojas de laurel
  • 2 ramitas de tomillo fresco (o 1/2 cucharadita de tomillo u orégano seco)
  • Sal y pimienta negra molida, al gusto

Elaboración

  1. Calienta el aceite en una olla grande o sartén profunda a fuego medio-alto. Agrega la cebolla y el ajo, y sofríelo durante 5 minutos, o hasta que se doren y se ablanden.
  2. Aumenta la temperatura y agrega la carne picada. Mézclalo bien aplastando la carne con un tenedor para que se desmenuce. Continua la cocción, removiéndolo de vez cuando, hasta que la carne se vuelva de color marrón.
  3. Vierte el vino tinto. Deja que llegue a ebullición a fuego lento y cocínalo un minuto más, raspando el fondo de la olla, hasta que el olor a alcohol desaparezca.
  4. Agrega las pastillas de caldo de carne desmenuzadas, el tomate triturado, el azúcar, la salsa Worcestershire, el laurel y el tomillo, mézclalo bien y ponlo a fuego medio para que empiece a cocer suavemente.
  5. Deja que continúe la cocción de 20 a 30 minutos (sin tapar), agregando agua si la salsa se vuelve demasiado espesa para tu gusto. Remuévelo ocasionalmente para que no se pegue.
  6. Ajusta la sal y la pimienta al final. Sirve la salsa como acompañamiento de una pasta, por ejemplo.

NOTAS

Generalmente utilizo una mezcla de carne de ternera y carne de cerdo picada. La ternera para darle el sabor, y cerdo para aportar jugosidad. Pero puedes utilizar solo carne de ternera.

Es prácticamente obligatorio añadir azúcar a la salsa. El tomate triturado de lata puede ser bastante ácido, y un toque de azúcar marca una gran diferencia. La cantidad requerida dependerá de lo ácido que sea el tomate. Generalmente, cuanto mejor sea la calidad del tomate, menos ácidos serán, por lo que necesitarás menos azúcar.

Si tienes tiempo, te recomiendo que alargues la cocción de la salsa para conseguir un sabor más concentrado y una carne más tierna. Basta con añadir 1 taza de agua, taparlo con la tapa y cocerlo a fuego lento durante 2 horas. Luego destápalo y deja que se cocine a fuego lento durante 30 minutos para reducir la salsa.

Nuestros favoritos