Tarta de lima

tarta de lima

Las primeras palabras que salieron de mi boca cuando probé por primera vez la tarta de lima fueron:  “Oh Dios, que buena está”. Estaba sola, pero me salio así, en voz alta. No suelo ser tan entusiasta con todo lo que hago, así que tenia que buscar una segunda opinión para asegurarme.

Enseguida se lo di a probar al resto de la familia, y todos estuvieron de acuerdo con mi apreciación, era una tarta fantástica.

Este sabroso postre procede de  Florida, por eso la receta original se elabora con las limas crecidas en el archipiélago conocido como los Cayos, cerca de la costa.

La diferencia con las demás limas es que las de los Cayos son más ácidas y aromáticas, por lo que aportarán más sabor y aroma a nuestra tarta.

Así si podéis haceros con limas de esa zona, no lo dudéis, pero, si no es así, cogeremos las limas que tengan mejor aspecto: rollizas y con la piel firme y brillante.

La combinación del zumo ácido de la lima con la leche condensada dulce hace que la tarta espese sin necesidad de cocción. Como veis solo tarda unos 30 minutos en hacerse, más el tiempo de refrigeración.

Es tan fácil de hacer y tan refrescante que creo que se va a convertir en el postre del verano. Leer artículo »

Bizcochito para llevar

Una de las cosas más importantes en una receta es la presentación. Aunque hagas el postre más rico del mundo, si no tiene una buena presencia, no tendrá el mismo éxito ni tendrá el mismo efecto en la gente.

Nos pasa casi siempre que, a la hora de percibir un plato, utilizamos más de un sentido. La olemos, la gustamos y también nos entra por los ojos.

Y si además de una buena y original presentación es algo funcional, como la receta de hoy, pues mucho mejor.bizcochito para llevar

Seguro que ya habíais visto un bizcocho metido en un tarro de cristal, a mi me encanta la idea, pero no lo había hecho nunca.

Así que, aprovechando que me moría de ganas por hacerlo,  y además tenia una ocasión especial para llevarlo, hace unos días aproveché para hacer las fotos de este DIY, y su paso a paso que es realmente fácil, os lo aseguro. Leer artículo »

Strudel de manzana

strudel de manzanaUno de los mejores momentos de mi viaje a Viena es cuando fuimos una tarde a merendar al café Sperl, uno de los más famosos de la ciudad. Entre sus delicias se encontraba, por supuesto, el strudel o apfelstrudel, un dulce que combina a la perfección manzanas, especias y frutos secos, encerrados entre capas y capas de un fino hojaldre.

Me dije, si no lo hacen bien aquí, no lo harán en ningún sitio. Y por si acaso me lo pedí.

Tengo que reconocer que no lo habia comido nunca anteriormente, no es un dulce que se suela encontrar facilmente por estas tierras, asi que no tuve con que compararlo.

Estaba delicioso, por supuesto, aunque no se si influyo el hecho de estar de vacaciones en otro país, que las cosas saben mejor, no se porque.

El caso es que al volver a casa pensé en recrearlo, para ver como me salia, aunque no me he decidido hasta ahora porque le tenia un poco de respeto.

Su elaboración requiere mucho espacio, tiempo y cariño, por eso he querido hacer una versión más simplificada del strudel de manzana, uno de los pasteles más famosos del mundo.

He optado por usar pasta filo ya lista, aunque se que a los fans del strudel no les hará ninguna gracia, pero creo que esta pasta sustituye perfectamente a la masa empleada para elaborar los strudel.

Además, como punto a su favor hay que decir que la pasta filo tiene muy pocas calorías en comparación con el hojaldre o la masa quebrada.

Y ahora vamos con la receta del relleno. Leer artículo »

Trufas de cardamomo y chocolate

trufas de cardamomo y chocolateEstos bocaditos de chocolate aromatizados con cardamomo son perfectos para endulzar un café de sobremesa o como colofón final de una comida. De hecho, me las he encontrado muy a menudo en los bufets de los hoteles en vacaciones, junto a la fuente de chocolate que ahora está muy de moda, y al final no quedaba ni una.

Todavía recuerdo cuando hice mis primeras trufas, fue en preescolar con 4 o 5 añitos, teníamos una cocina y de vez en cuando nos enseñaban a hacer alguna cosilla.

No se si me salieron bien o mal pero para mi estaban buenísimas, fíjate que ¡todavía me acuerdo de ellas!

Normalmente se suelen hacer de chocolate pero, en esta ocasión le he incorporado una especia: el cardamomo.

El cardamomo es una especia asiática de ligero sabor cítrico que es muy utilizado en la gastronomía india para elaborar postres y arroces o tés. En nuestro país no se utiliza demasiado, pero creo que en ciertos dulces si que aporta un toque diferente.

También podemos emplear diferentes variedades de chocolate, negro al 90% de cacao, al 75%, al 55%, con leche o incluso chocolate blanco.

Asi mismo podemos variar la decoración o el rebozado empleando, en vez de cacao en polvo, sprinkles o fideos de chocolate o de colores. Leer artículo »

Clafoutis de cerezas

Diferentes sabores, texturas y colores para usarlos en todos nuestros postres, o para hacer refrescantes batidos, que cuando el calor aprieta apetece algo más fresquito. Y creo que una de las frutas más deseadas es la cereza.

clafoutis de cerezasInmersos que estamos ya en el verano, seguro que no te has podido resistir a probar toda la variedad de frutas de esta estación que hay en el mercado.

Y con las cerezas en mira, me viene a la mente un dulce muy clásico y un poco impronunciable: el clafoutis.

Un postre originario de Lemosín,  Francia, donde los clafoutis tradicionales se elaboran con ingredientes muy sencillos (harina, huevos, azúcar y leche), pero que combinados de esta manera dan como resultado un dulce delicioso y crujiente.

Podemos utilizar cerezas de todo tipo: congeladas, frescas, en conservas, dulces o amargas… Yo recomiendo las frescas, que ahora es su época.

Pero aparte de las cerezas, que suele ser la opción más recurrente, en un clafoutis podemos usar otras frutas o incluso frutos rojos: arándanos, fresas, moras e incluso frambuesas. También dan muy buenos resultados las manzanas, las peras y los albaricoques, aunque claro, no son tan populares como la de cerezas.

Y como todo se puede mejorar, a la masa se le pueden añadir otros ingredientes como pieles confitadas de naranja o limón, semillas de una vaina de vainilla o algún licor que case bien, como el amaretto.

¡Disfrutad de este postre tan sencillo y a la vez tan bueno!

Leer artículo »

Muffins de pistacho y ricotta

Hay varios ingredientes que, siendo en su composición salados o amargos, se pueden utilizar para la creación de repostería y dulces, como por ejemplo el café, los frutos secos o el queso.

muffins con pistachos y ricotta

Seguro que estáis acostumbrados a utilizar algún tipo de queso en la elaboración de postres, los más populares suelen ser el queso cremoso (tipo Philadelphia) que lo usamos para las tartas de queso, o el queso mascarpone, para dulces italianos como el tiramisú.

Pero el queso ricotta (el que aparece en nuestra receta) no es muy usado en estos menesteres, sobre todo en nuestro país ya que en la cocina italiana lo aplican en recetas tanto dulces como saladas.

Este queso ricotta va a aportar a nuestros muffins una textura delicada y esponjosa, ya que tiene bastante humedad y un sabor un tanto dulce, que conjuga a la perfección con el crujiente de los pistachos.

Si no disponemos de queso ricotta (se suele encontrar sin problemas en la sección de refrigerados de los supermercados), podemos sustituirlo por queso mascarpone, queso de untar, requesón o bien un yogur griego. Hay que tener en cuenta que las texturas de todos ellos son similares, pero con cada uno obtendrás una nota de sabor diferente.

Es importante que los pistachos sean sin sal, ya que aunque hay muffins salados, en esta receta son dulces.

Así que si no los encuentras por ninguna parte (a mi me pasa que algunos frutos secos no los encuentro naturales, todos están fritos, salados o tostados), los puedes desalar tu mismo. Para desalarlos, hay que poner agua a hervir y escaldarlos con su cáscara durante 2 minutos.

Antes de continuar os recuerdo que hemos publicado otras recetas de muffins que os pueden gustar, como los muffins de arándanos o los clásicos muffins de chocolate pero con un toque de licor. ¡Riquísimos!

Leer artículo »

Cómo hacer galletas de jengibre

Cómo hacer unas galletas de jengibreAlegres y deliciosas figuritas elaboradas con galletas de pan de jengibre especiadas y decoradas con glasa real.

El gingerbread man (el hombrecillo de jengibre) es la forma más típica en la que se suelen preparar estas galletas, pero no es la única, podemos hacer la familia entera de galletas de jengibre.

Estas galletas se suelen hacer sobre todo por la época de Navidad, aunque no hay porque esperar tanto, están deliciosas en cualquier momento y epoca del año.

Es una forma muy divertida de pasar el rato haciendo galletas con los peques de la casa ya que después de que las galletas estén horneadas y frías podemos decorarlas con glasa real y dibujarle todos los detalles para formar un autentico hombre de jengibre (su chaleco, sus botones, la cara, los zapatos…).

Además de pasar un buen rato, descubriremos algunas técnicas para realizar nuevas ideas decorativas.

Y al presentar las en la mesa, seguro que desaparecen en unos segundos.

También podemos usar estos muñecos de jengibre como regalo idóneo para familiares y amigos si las presentamos en un tarro bonito o en latas de galletas retro.

Una manera diferente de hacer unas galletas con un sabor a especias que formarán una fiesta en tu boca. Leer artículo »

Tarta Selva Negra: receta

receta de tarta selva negraUna sabrosa combinación de chocolate negro, guindas y nata montada que se ha convertido en una de mis tartas preferidas.

Será porque esta tarta me recuerda mucho a mi niñez, ya que la tarta Selva Negra se popularizo en aquel entonces, en la década de 1980.

Las había en todos los restaurantes y supermercados, aunque el recuerdo que tengo no es exactamente la receta original con cerezas, sino más bien una versión un tanto libre de este postre.

La Selva Negra es una región montañosa y muy boscosa del sudoeste de Alemania, muy famosa por sus paisajes y su rica gastronomía. Una de sus especialidades es, como no podía ser de otra manera, la tarta Selva Negra.

En esta tarta, el chocolate recuerda a los bosques de coníferas, la cobertura de nata nos evoca las montañas nevadas y, como es una zona poblada por cerezos, la fruta y el licor convierten este dulce en un postre de cuento de hadas. Leer artículo »

Blondie con pistachos

blondie con pistachos

Los blondies se asemejan a los tradicionales brownies, pero como su nombre indica, se suprime el cacao y se sustituye por chocolate blanco para darle ese color pálido característico.

Se les llama blond brownies (brownies rubios) ya que elaboran y se decoran prácticamente del mismo modo, pero no os confunda, no es lo mismo.

En esta ocasión le he querido dar un toque diferente con el pistacho ya que siempre los veo con nueces o con gotas de chocolate negro.

Y no me han defraudado en absoluto, es más, en casa han volado.

Además de aportarle color, le da un sabor muy especial.

Leer artículo »

Rollo de chocolate

rollo de chocolateEl rollo de chocolate es un dulce que no pasa nunca de moda.

Además, su tierno bizcocho y el jugoso relleno le hacen un dulce idóneo para cualquier ocasión y época del año.

Se le conoce tambien en nuestro país como brazo de gitano o tronco de chocolate.

Se prepara en un santiamén y puede mantenerse en el frigorífico varias horas hasta el momento de servirlo.

Esta receta admite una variedad de rellenos casi infinita, así que podemos experimentar con toda clase de sabores y texturas, nata montada con trocitos de fresas, crema de café con avellanas tostadas….

También es posible recubrirlo con chocolate por encima para que se quede sólido y crujiente o bien espolvorearlo con azúcar glas.

En esta receta he querido hacer una plancha de bizcocho de chocolate, pero podemos hacerla normal. Si quieres ver la receta de una plancha de bizcocho normal decorada pulsa aquí.

Leer artículo »